Plan de Alimentación en los Adultos Mayores

Lic. Celia Ortea Nutricionista M.N. 660 – M.P. 099

 

 

Fundamentación

Una alimentación adecuada y correcta es esencial para mantener la salud, disminuir el compromiso general de las enfermedades crónicas y preservar la independencia funcional en los personas mayores.
Identificar las condicionantes alimentarias en esta etapa de la vida y desarrollar estrategias para preservar el estado nutricional, constituye un paso importante en el objetivo de mejorar la calidad de vida de la tercera edad.

 

 

Caracteres del Plan de Alimentación

  •  Consumir una alimentación variada que aporte todos los alimentos de los distintos grupos.
  • Las preparaciones de los alimentos deben ser de sabor agradable para estimular el apetito y de presentación atractiva.
  • Estimular el consumo de alimentos ricos en fibra, para prevenir la constipación.
  • Utilizar sal con moderación, realizando las preparación y cocción de los alimentos sin el agregado de sal de cocina
  • La consistencia de las preparaciones de los alimentos deben adaptarse a la salud bucodental del anciano, como también cuando se presente disfagia o dificultad para tragar.
  • Realizar un correcto fraccionamiento de la alimentación en varias comidas diarias.

 

Guía alimentaria

  • Consumir diferentes alimentos durante el día
  • Consumir Carbohidratos complejos (cereales y derivados) y disminuir los Carbohidratos simples (azúcares simples).
  • Aumentar el consumo de verduras, frutas y legumbres.
  • Preferir las carnes blancas a las carnes rojas, todas desgrasadas antes de ser cocinadas.
  • Utilizar lácteos descremados.
  • Reducir la cantidad de grasas saturadas y colesterol.
  • Utilizar técnicas de preparación de comidas adecuadas, que no incluya trituras o saltados.